Image default

Fiscales y jueces hay qué terminar con esto, el clan Viña no puede seguir impune en Santa Rosa de Lima

La policía hizo lo suyo, detuvo en un allanamiento masivo al «Bono» quién había intentado matar a un proveedor de falopa en Recreo qué le combatía la distribución en la zona.

Posteriormente muchos vecinos lo denunciaron al «Bono» hijo del «Gitano» protegido y favorecido por Corral y ahora por Nacho Martinez, por amenazas, intimidación, agresiones, heridas de armas de fuego, alentados por la actitud de la policía más allá de los «coimeados» de la sub segunda.

El Bona se entero de los denunciantes y empezó a «apretarlos y amenazarlos:

Los vecinos se hartaron de estos mafiosos y las amenazas siguieron:

Y siguen las amenazas e intimidaciones, sumados a disparos en la noche:

Cuántas muertes necesitan los fiscales? Cuántas sobredosis ? Cuántos heridos? Cuánta intimidaciones y coimas a funcionarios judiciales justifican la libertad de estos tipos?